La Ley reconoce el derecho a cancelar los contratos a distancia dentro de unos plazos.

Puede comprobar esas condiciones de cancelación en la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico y el Texto Refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios RD 1/2007.

Salvo las excepciones a este derecho, la persona consumidora dispondrá del plazo de 14 días naturales, sin indicar el motivo y sin incurrir en coste alguno. El plazo se contará a partir del día de celebración del contrato al rellenar el formulario de la web.